Aída Trujillo

julio 22, 2010

Publicaciones en El Nacional de República Dominicana, La muerte de mi hijo Jaime y el origen de su nombre

22 Julio 2010, 10:59 AM

Vivencias cotidianas de allí y aquí

Escrito por: Aida Trujillo

La muerte de mi hijo Jaime y el origen de su nombre

El pasado día 5 de julio me puse a pintar en las paredes de mi baño y caí del taburete en el que me había subido.  Al caer, el pincel que estaba utilizando se me metió en el ojo.  Empecé a sangrar y no veía.  Creí que me había quedado sin él.

Con mi ojo derecho tapado la vida parecía tener otra perspectiva, pero ya estoy casi repuesta.  Lo que jamás superaré fue lo que ocurrió dos días después.  Me llamó, desde Madrid, mi hijo mayor para darme la noticia de la muerte de mi segundo, Jaime Mª.  Mi accidente fue una premonición…

Quiero dar las gracias al ilustre director de este prestigioso periódico, Don Radhamés Gómez Pepín, por su comprensión y apoyo y por la publicación de la esquela de mi hijo.

Agradezco también a Don José Rafael Sosa, escritor y periodista en este mismo diario, por sus publicaciones, su apoyo y amistad  y a su esposa, Jacqueline, por su ternura.

Mis otros hijos, Carlos, Haydée y Nicolás, están conmigo, compartiendo mi dolor.  Y son ellos la causa más poderosa que me ayuda a seguir viviendo.  También me reconforta el afecto de mi nuera, Mª Teresa, que es la madre de mi única nieta, Aitana.  Hasta el espíritu de mi perrito, que también se me fue dos semanas antes que Jaime, parece estar acompañándome.  Mi hijo fue quien me lo regaló y le quería mucho.

Gracias, asimismo, a todos los familiares y amigos auténticos, entre ellos mi hermano Rafael y su hijo, Mª José Florez-Estrada de Delgado y a su esposo el Doctor Delgado Malagón, Bruni Campagna y el de mi amiga Teresa Aranda, que vino especialmente desde Madrid para verme, que han compartido mi pena y han resultado ser un verdadero puntal.   Agradezco infinitamente el cariño y el apoyo que dio a su primo mi sobrino Luis Sánchez Martínez.  Y, desde luego, a ustedes, mis lectores, por su comprensión por la ausencia de mi columna semanal.

Mi hijo Jaime Mª fue bautizado con ese nombre en honor a su tío y padrino, Don Jaime María de Oriol, quien le acompañó y ayudó, con amor, hasta el final de sus días.  De ahí proviene su segundo nombre, María.  Gracias mi querido hermano y gracias también a tu esposa, Leyla Basakincy, que siempre te secundó.

El santo patrono de ambos es Santiago, cuya festividad se celebra el 25 de este mes.  La raíz de este nombre proviene del hebreo Ykakov, pasó al latín como Iacobus y de ahí al castellano.  Es la formas más popular del nombre de uno de los apóstoles de Jesús, Ya’koov hijo de Zebedeo, conocido como Santiago el Mayor.   El nombre fue evolucionando a Yaco y Yague hasta Sant Yago, otra variante.  Al ser el grito de batalla de los cristianos durante la Reconquista, se convirtió en una sola palabra. La variación Jaime proviene del latín Jacomus.

Santiago Apóstol

Santiago Apóstol

El Camino de Santiago, que culmina en la ciudad de Santiago de Compostela en Galicia, al noroeste de España, es mundialmente conocido y recorrido.

Mi corazón está más triste que nunca y el cielo de mi tierra natal parece querer acompañar mi llanto pues no cesa de llover.

Aída Trujillo Ricart

Anuncios

1 comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: