Aída Trujillo

enero 30, 2013

Haití, a tres años del devastador terremoto del 2010, Primera parte

Haití, a tres años del devastador terremoto del 2010mapa

Primera parte

Escrito por Aída Trujillo

Las desgracias que trajo consigo el seísmo de 7.3 grados, en la escala de Richter, hace tres años en Haití, siguen siendo motivo de pesadillas para muchísimas personas.

Haití es el país más pobre del Hemisferio OccidentalLa corrupción es la reina del país más pobre del hemisferio occidental, antes y después de la catástrofe acontecida el 12 de enero de 2010.

Haití tiene un inmenso problema político, no solamente de infraestructura deficiente o ayuda internacional insuficiente. Es harto sabido que el país es un nido desbordante de corrupción, lo que frena su evolución.

El terremoto se cobró la vida de alrededor de 300.000 personas, provocó 350.000 heridos, y cerca de dos millones de personas se quedaron sin sus casas. Puerto Príncipe, la capital, perdió gran parte de su infraestructura, incluyendo el Palacio Presidencial.

Palacio Presidencial después del terremoto

Palacio Presidencial después del terremoto

Sobrevivió para encontrarse con el horror

Sobrevivió para encontrarse con el horror

Al día de hoy, en ese desdichado país, aún existe un gran riesgo de contraer enfermedades mortales, entre ellas el cólera, que ha matado a casi 8.000 personas, desde octubre de 2010.

La ONG Cáritas, afirma que, entre la apropiación de tierras por parte de grandes empresas de Estados Unidos y la competencia de productos importados a bajos precios, los agricultores están abandonados el país a su propia suerte.

El Programa Mundial de Alimentos alertó que más de 1.500.000  de personas padecen hambre en Haití. Y, el agua potable se ha convertido en un auténtico lujo.ONUcementerio provisionalniñaniño llorando

Un reciente informe de la Organización de las Naciones Unidas comunica que el estado de derecho en ese país sigue siendo un desafío, debido a la falta de funcionamiento correcto de las instituciones judiciales. Se dice que esto es debido a que los ingresos del Estado apenas cubren las necesidades operativas de los distintos ministerios y sólo permiten una mínima inversión en ellos.

¿Será esto una realidad o un mandato de la “Reina Corrupción”? Por el momento, es casi imposible el descifrar ese enigma.

Presidente de Haití, Michel Martelly

Presidente de Haití, Michel Martelly

A pesar de este terrible panorama, el presidente de Haití, Michel Martelly, ratificó su compromiso con la reconstrucción de su país, solicitando el “ser persistentes y no dejar de luchar”. Apuntó, además, que lo que fue destruido en 36 segundos tardará más de cuatro años en volver a levantarse.

A mi modo de ver, creo que el mandatario está siendo bastante optimista, no obstante. Todos a los que conozco, que han estado allí, comentan el horror de la situación.

En su discurso, Martelly se refirió a la necesidad de “romper las cadenas del subdesarrollo e impulsar el progreso”, considerando esencial que las víctimas de la catástrofe puedan retomar su vida normal, con todos sus derechos y dignidad.

Sin embargo, está claro que, de momento, a menos que ocurriese un milagro, Haití sigue, y seguirá durante mucho tiempo, hundido en la más grande de las miserias.

Tres años después de la tragedia, Haití sigue repleta de campos de refugiados

Tres años después de la tragedia, Haití sigue repleta de campos de refugiados

Tan caótica es su situación que hasta se le impidió al primer ministro, Laurent Lamothe, hablar ante la Asamblea Nacional. Lamothe no pudo ni leer el balance gubernamental y ni tan siquiera presentar su plan de acción para 2013, porque se lo impidieron, abucheándole, los diputados del Bloque Parlamentario para el Refuerzo Institucional (PRI).

El premier, en medio del escándalo, notificó que haría entrega de sus informes al Presidente de la Asamblea Nacional, Simon Dieuseul Desras. Añadió que lamentaba el ambiente provocado tras su llegada al Parlamento.

El caso es que, de las muchas ayudas llegadas de otros países, habría que preguntarse a quien o a qué fines se han destinado. Nuevamente el eterno enigma haitiano.

Tanto Estados Unidos como países latinoamericanos y europeos, la Cruz Roja Internacional, la Secretaría General Iberoamericana, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial (BM), la Unasur (Unión de Naciones Suramericanas) y la Alianza Bolivariana para los pueblos de nuestra América (Alba), entre otros, anunciaron el envío de cientos de millones de dólares, alimentos, voluntarios, bomberos, expertos y hasta perros especializados en búsquedas para asistir al país.

Tres años después, algunas ONG, siguen trabajando en Haití

Tres años después, algunas ONG, siguen trabajando en Haití

Buque-hospital mexicano ARM HUASTECO

Buque-hospital mexicano ARM HUASTECO

El buque-hospital mexicano ARM Huasteco arribó a Puerto Príncipe con 400 toneladas de ayuda representada por alimentos, agua potable, mantas, colchonetas, material médico, vacunas y 8 plantas potabilizadoras, además de 100 elementos de la Policía Federal Preventiva y la donación de 8 millones de dólares.

Pero parece ser que, la corrupción, volvió a hacer de las suyas. ¿En donde ve el pueblo los beneficios de estas ayudas, además de las personales provenientes de gente solidaria de todo el mundo?

Según afirma The Wall Street Journal, “Doing Business 2013”, el informe del Banco Mundial que evalúa el clima para las iniciativas empresariales en 185 países, dejó al descubierto el verdadero problema de Haití.wall street

Este año, la nación ha caído al puesto 174 de la clasificación. En cuanto a la facilidad para la “apertura de una empresa”, Haití ocupa el lugar 183 en el mundo. En cuanto a la “protección de inversores”, está situado en el puesto 169, frente al 167 del pasado año.

En lo que respecta al “comercio transfronterizo”, Haití descendió tres posiciones desde el año pasado para quedar en el puesto 149.

El “pago de impuestos” también se ha vuelto más difícil frente al resto del mundo, así como la “obtención de electricidad”.

El periódico también informó de que grupos islámicos han penetrado e influido para impedir el progreso del país.

En fin… ¡un auténtico “paso atrás”!

calle devastadaEl presidente Martelly, recordó a las víctimas del terremoto que asoló el país el 12 de enero de 2010 y afirmó que, a pesar de estas desmoralizantes cifras, su tierra se está recuperando.

“Me inclino en memoria de las víctimas. Todavía oigo el inmenso grito de dolor de las familias amputadas, pero ¡enjuguen sus lágrimas! A pesar de todos los sufrimientos, Haití se levanta”, declaró el jefe de Estado desde un estrado levantado sobre las ruinas del Palacio Presidencial que se derrumbó el día del seísmo.

Integrantes del gobierno, diplomáticos y funcionarios asistieron a la breve ceremonia, mientras que los haitianos se reunían en las iglesias abiertas para la ocasión y entonaban tristes cánticos en memoria de las víctimas.

Horas antes, Martelly pidió, durante un encuentro con la prensa, la renovación de los programas internacionales de ayuda y que sea el gobierno quien reciba, directamente, más fondos que, en la actualidad, van dirigidos organizaciones no gubernamentales.Actualmente, alrededor de 357.000 personas permanecen en campamentos. Muchas personas no pueden ni obtener agua potable.

“¿Adonde ha ido el dinero que se donó a Haití después del terremoto?”, preguntó Martelly.

Tiendas de refugiados instaladas junto a la Catedral de Puerto Príncipe, destruída por el seísmo

Tiendas de refugiados instaladas junto a la Catedral de Puerto Príncipe, destruída por el seísmo

“La mayor parte de la ayuda fue utilizada por organizaciones no gubernamentales para operaciones de emergencias, no para la reconstrucción de Haití”, explicó.

“Lo mejor es trabajar con el gobierno”, agregó el presidente, quien hizo hincapié en la necesidad de “implementar un mejor sistema que obtenga auténticos resultados”.

La Unión Europea prometió dar otros 40,7 millones de dólares a Haití, y la Comisaría de Ayuda Humanitaria del Bloque, Kristalina Georgieva, anunció su intención de  “seguir comprometidos a ayudar a los haitianos necesitados y al país en su reconstrucción”.

En los últimos años, se han edificado cientos de casas y el gobierno se ha establecido en edificios prefabricados, hasta que los ministerios puedan ser reconstruidos. Sin embargo, el proceso está siendo excesivamente lento.

Alrededor de 400.000 personas carecen de hogar

Alrededor de 400.000 personas carecen de hogar

Saqueadores o hambrientosAunque fue a primera hora de la tarde, de aquel nefasto 12 de enero de 2010, cuando la tierra tembló y se tragó la capital haitiana, con sus casas y personas, convertiéndola en una amasijo de polvo, cadáveres y cascotes, al día de hoy la situación ha variado muy poco, por desgracia.

septiembre 7, 2011

Publicaciones en el periódico El Nacional, Algunas de las “ciudades fantasmas” del mundo contemporáneo (I parte)

26 Agosto 2011, 12:54 PM

Vivencias cotidianas de allí y aquí

Algunas de las “ciudades fantasmas” del mundo contemporáneo (I parte)

Escrito por: Aida Trujillo Ricart (https://aidatrujillo.wordpress.com/)

 

Existen más de las que imaginamos y, muchos de nosotros, desconocemos su recorrido y su finiquitada historia. Siempre han llamado mi atención los pueblos, aldeas, o incluso casas, abandonadas a su suerte sin que nadie apenas haya reparado en ellas. Algo me dice que, detrás de esas circunstancias, existen motivos de los que llamamos “normales”, pero que, también, algo mágico y/o impalpable ha regido y encauzado su destino.

He aquí algunos ejemplos que leí por pura casualidad y que me gustaría compartir con ustedes.

Centralia, Pennsylvania

Centralia, Pennsylvania

Empezaré por una urbe situada en Estados Unidos:  Centralia, Pennsylvania.

En alrededor de veinte años pasó de tener una población de más de 1.000 habitantes censados, a tener solamente 10.

En el 1962, alguien encendió un fuego en el basurero de la ciudad, que estaba situado dentro de una mina abandonada.

Éste se extendió por todas las demás minas y, aunque parezca mentira, el incendio se mantuvo activo, siendo este hecho, ignorado por sus habitantes. No fue hasta el 1984 cuando al percatarse, el Congreso de los Estados Unidos destinó unos 40 millones de dólares para evacuar e intentar salvar la ciudad.

Las llamas aún se mantienen vivas, a una profundidad de más de 1.600 metros bajo tierra, por más que se ha insistido en extinguirlas. Esta extraña circunstancia ha servido de fuente de inspiración para un videojuego: “Silent Hill”.

Para continuar les contaré varios extraordinarios casos más.

Entre ellos el de una ciudad situada al norte de Ucrania, Pripyat, que fue seriamente afectada por la explosión nuclear de Chernóbil y tuvo que ser desalojada después del accidente.

Pripyat, Ucrania

Pripyat, Ucrania

Se dice que esta población ya no podría volver a ser habitada hasta dentro de siglos, si es que algún día este hecho se produce, debido a los efectos de las radiaciones y otros menos evidentes.

Sus edificios lucen vacíos, saqueados.  Los árboles crecen en los techos de las antiguas viviendas, prácticamente toda su infraestructura se ha derrumbado, incluso un parque de atracciones, con gran actividad, del que gozaba en su momento.

Y, volviendo a Norteamérica, nos encontramos con otras poblaciones con problemas que alejaron a sus ciudadanos: Bodie, en el condado de Mono, en California y el Parque Nacional de Mesa Verde, Colorado.

Bodie fue un pueblo muy próspero, gracias a la llamada “fiebre del oro”. Tenía nada menos que 65 “saloons”, varios restaurantes y burdeles, una sala de ópera, iglesias, bancos, etc. Estaba poblada por unos 10.000 habitantes y, por ella, transitaba mucha gente.

Bodie, California

Bodie, California

Pero en 1882 algunas compañías mineras cerraron y ahí comenzó su declive. Después sufrió, además, dos incendios que la devastaron casi totalmente. Aunque, hoy en día es uno de los lugares deshabitados mejor conservados del país. Más de 200 edificios permanecen en pie para nutrir la curiosidad de los turistas que la visitan.

Palacio Acantilado del Parque Nacional de Mesa Verde

Palacio Acantilado del Parque Nacional de Mesa Verde

Mapa del Parque Nacional de Mesa Verde

Mapa del Parque Nacional de Mesa Verde

En el “Palacio Acantilado” del Parque Nacional de Mesa Verde, Colorado, perviven los vestigios de una antigua civilización que desapareció de forma rápida y misteriosa: los Anasazi.

De lo que de ella se sabe intentaré buscar información que pueda resultarles interesante conocer, en próximas ediciones. (Continuará).

Blog de WordPress.com.